SERÁN PERMANENTES ACCIONES DE GUARDIANES DE SANA DISTANCIA

SERÁN PERMANENTES ACCIONES DE GUARDIANES DE SANA DISTANCIA

· Conjuntan labores con Ejército de Sanitización.

· Comerciantes acatan Medidas Generales de Seguridad y Salud.

San Miguel de Allende, Gto., a 27 de mayo del 2020.- Con el objetivo de disminuir el riesgo de contagios por Covid-19 en el municipio, los Guardianes de Sana Distancia y el Ejército de Sanitización redoblan esfuerzos en su acompañamiento y vigilancia para que los ciudadanos no relajen medidas de prevención ante esta pandemia.

Desde el 21 de mayo y hasta este miércoles la Secretaría de Seguridad Pública ya visitó 218 comercios de la zona rural y urbana para verificar que únicamente estén abiertos los de actividad esencial; suspendieron a 150 porque eran de giro no esencial y sí mantienen cierre, como en Avenida Guadalupe y mercados aledaños.

Este martes, por ejemplo, fue visible que redoblaron esfuerzos es en el tianguis municipal; el Ejército sanitizó antes de la llegada de algunos comerciantes; luego los Guardianes de Sana Distancia exhortan a comerciantes y compradores para que cumplan medidas de prevención y contención, además de obsequiar gel y cubre bocas.

Estas actividades son diarias, permanentes y reforzadas hacia comunidades y filtros carreteros. Son decenas de visitas las que realizan a diario, cada uno de los grupos, desde las 8:30 de la mañana y hasta la 1 de la tarde, para dar acompañamiento en el inicio de actividades.

Los Guardianes de Sana Distancia son servidores públicos de las direcciones de Medio Ambiente y Sustentabilidad, Servicios Públicos y Calidad de Vida, Patrimonio y Centro Histórico, Tesorería, Secretaría de Gobierno y Fiscalización; dividen acciones en tres brigadas para supervisar las plazas comerciales, los mercados y establecimientos del centro de la ciudad.

Es muy importante que la población acate las medidas de prevención para salvaguarda de su propia salud y vida; en su mayoría acatan las indicaciones, aunque todavía hay quienes se muestran renuentes e incrédulos a las restricciones. El riesgo es; hoy, más que nunca, el llamado es #QuédateEnCasa.